Algunos dicen que hoy es el día que todo cae, el mundo se reconfigura hacia las nostalgias y los señores atenuados abrazan el poder desde la decadencia y, conscientes de su extinción inminente, resuelven llevarnos a todos con ellos tal vez para acolchar con nuestros cuerpos su caída.