Rango Finito

fotoscódigoobservatorioshermanocerdo temas plots

calidad

Saber y perder

La columna de hoy (o de ayer, no la veo en portada hoy domingo, pero se supone que salió hoy) se desprende de una revisión sencilla de los resultados por colegios de las pruebas Saber 11 de este año y el pasado jugando con herramientas elementales de estadística descriptiva disponibles en cualquier hoja de cálculo.

Como complemento, la observación que desencadenó la columna: en la página de la revista Dinero donde los resultados de este año están disponibles para descarga se lee:

Siglas: Dado que la mayor parte de los colegios son privados (no oficiales) solo se indica cuando son públicos (oficiales) mediante la sigla “(Of)”.

Como la anotación me intrigó, filtré los datos para mirar cuántos colegios tenían “(Of)” al final del nombre. El resultado, 8168 de 12615. Es decir, un 64%. de los colegios son oficiales; no precisamente una minoría. Al contar estudiantes (en lugar de colegios) se descubre que un 71.77% de las personas que presentan las pruebas Saber 11 estudia en un colegio oficial. Quedé con la duda de si los periodistas de Dinero se equivocaron o si de verdad piensan que la mayor parte de los colegios colombianos son privados y no se molestaron en contar. Como sea, la anotación ilustra bien la profundidad con la que los muchachos de Dinero estudiaron sus datos.

De paso: un análisis (pdf) de las ventajas de los colegios privados de acuerdo a las pruebas Pisa.

Sesgo en públicos 2012: 0.526599249105; Sesgo en privados 2012: 1.02662898427; Promedio en públicos 2012: 42.8033300686; Promedio en privados 2012: 46.0227293165; Mediana en públicos 2012: 42.7; Mediana en privados 2012: 44.65. Sesgo en públicos 2011: 0.207080369486; Sesgo en privados 2011: 0.673856432328; Promedio en públicos 2011: 42.2170533907; Promedio en privados 2011: 45.6859889984; Mediana en públicos 2011: 42.26; Mediana en privados 2011: 44.65 (Qué sencillo y agradable utilizar los cuadernos de iPython y la librería Pandas de análisis de datos para hacer estos cálculos, por cierto.)

Retículo

Retículo Endoplasmático. En realidad no está relacionado con la entrada pero a que es lindo.

Como la idea es que la propuesta que describo brevemente en Divulgación no se quede en palabras, a continuación un pequeño aporte divulgativo de mi autoría que escribí hace veinte minutos: en materia de galletas, prefiero las bombas de mantequilla que aquí llaman eufemísticamente shortbread. Sobre ellas no hay nada. Entre dos tipos de galleta no siempre es posible decidir cuál es la mejor de las dos. Dentro del mercado colombiano, las galletas Ducales y las galletas Ricas son incomparables mutuamente, pero sin duda existe un máximo elemento que es menor que ambas. Por ejemplo, las Saltín. Y debajo de las Saltín están siempre las Saltín Integral. Asimismo, dados dos tipos de galleta, siempre existe otro tipo de galleta que juega el papel de mínima cota superior. No estoy seguro de cuál será en el caso de las Ducales y las Ricas. La verdad es que no soy un consumidor de galletas suficientemente disciplinado. Tal vez debí elegir otra categoría para ilustrar lo que quiero ilustrar. Pero ya es demasiado tarde. No es tan importante. El punto es que aunque no todo par de elementos sean comparables, debajo de todo par existe uno que es mayor que cualquiera que sea menor que los dos y encima existe uno que es menor que cualquiera que sea mayor que los dos. Eso es lo que se conoce como retículo. Una observación: a medida que descendemos el retículo de las galletas, el sabor de las mismas tiende a ser indistinguible del sabor del empaque que las contiene (sea plástico, lata o cartón). Otra observación: en la observación anterior se puede sustituir sabor por textura sin afectar la validez de la misma. Se sigue de lo anterior que cuando quiera que los científicos se interesen por materiales que tengan capacidad natural para la mímesis, la preparación industrial de galletas de mala calidad debería ser un punto obligado de partida.